TATUAJES DE CEJAS

 
cejas_2.jpg
cejas_3.jpg

Después de 20 años de experiencia y habiendo trabajado muchos métodos y técnicas, he optado por crear mi propio método exclusivo.

Al tener una base profesional como retratista, busco la excelencia en el trabajo y el acabado final. Y dicho resultado, se valora una vez esté cicatrizado el trataminto, ese es el instante más importante.

El tratamiento tiene su proceso de cicatrización y asentamiento del color, y depende mucho de cada persona y las características de cada piel.

Esta parte tras la sesión o sesiones de dermopigmentación es la más importante.

La ceja tiene que quedar muy natural una vez se haya asentado el color y no tiene que virar hacia otros colores o peor aun que el trabajo pelo a pelo se apelmace y se convierta en una raya.

Recuerda: Una ceja natural no es un calco una de otra, la Naturaleza no hace nada simétrico pero a la vez resulta de lo más bello y armonioso.

Mi experiencia me ha demostrado que lo más estable es mi método que está entre el tatuaje y la micropigmentación haciendo una ceja tridimensional con diferentes tonalidades de pelo e intercalando agujas de diferentes grosores.

 
cejas_5.jpg
cejas_1.jpg
 

Las dermopigmentaciones envejecen, pero deben hacerlo manteniendo su estabilidad.

Al igual que un tatuaje que perdura en el tiempo, la dermopigmentación realizada con mi método tiene un muy buen envejecer. Y como no eres un lienzo, se debe tener un mantenimiento/repaso del trabajo aproximadamente al año y medio ó 2 años.

De esta forma podrás siempre disfrutar de unas buenas cejas que aguantan las distancias cortas, nadie notará nada raro.

¡Ya puedes relajarte, nunca más perderás el marco de tus ojos!

Las imágenes de arriba son desde hace 3 años, el color se ha ido palideciendo pero no ha desaparecido por completo. Se le ha hecho un retoque de color, un mantenimiento con la técnica de Tatuaje realista en cejas 3D y así le hemos vuelta a dar vida a la ceja y mucho más realismo.

En el caso de las mujeres, cuando vienen por primera vez siempre tiene miedo de que le quede una ceja demasiado oscura o gorda, por lo cual siempre suelo hacer una ceja más fina para que mi clienta se vaya adaptando a su nueva imagen y según se vaya atreviendo se le va ensanchado un poquito más la forma que le va mucho mejor a su cara.

En esta imagen he alargado claramente la ceja hacia el entrecejo y subido de la cola para elevar opticamente el ojo, con un eye-liner suave resalta mucho más su precioso ojo y la rejuvenece claramente. Pero en todo momento mantengo una imagen limpia y cuidada muy natural

cejas_4.PNG
 

¿Qué servicio te ofrezco?

Un método propio en 3D (tridimensional) para dar más naturalidad a la ceja, es una mezcla de tattoo y micropigmentación. Trabajo con diferentes tonos de acorde con el color de tu cabello.

Dar una forma armoniosa y favorecedora, hace un efecto lifting de inmediato, antiaging 10 – 15 años (ver testimonios), se ve el ojo más abierto y luminoso. Cejas que siempre han tenido poco pelo se arreglan para que vayan más acorde con tu estilo cuando son demasiado claritas y no dan expresión a la cara.

Te dará seguridad ya que no se las tendrás que pintar más ni se borrarán en la piscina o la palaya. Tendrás una imagen impecable todo el día. Cuando se han caído por estrés o por los años recuperan su imagen de nuevo.  Con una ceja se puede cambiar una expresión de la cara, más atractiva, más felina, da carácter….(diseñamos nuestra expresión)

Una de las principales preocupaciones de mis clientas es saber como les quedarán las cejas. ¿Me quedarán demasiado oscuras? ¿Se me van a inflamar? Ya que (muchas) veces una imagen vale más que mil palabras, os muestro fotos de una paciente antes de realizarse el tratamiento de micropigmentación y una vez finalizado.

Uno de los casos más sensibles para mi, como profesional de la micropigmentación, fue el de una paciente: Consuelo Ortega Dominguez. Su testimonio me conmovió, y lo reflejo en este apartado, tal cual lo plasmó ella en un comentario de Facebook, acompañado de fotos de su tratamiento. Gracias a ti Consuelo por compartir tus sentimientos con tod@s:

cejas_6.PNG
Hacía ya unos años que mirarme al espejo me costaba mucho trabajo. No reconocía mi propia cara, mi expresión de siempre. Y todo se debía a que en poco tiempo había ido perdiendo el pelo de mis cejas.

Puede parece banal una afirmación de este tipo cuando hay muchas enfermedades que provocan situaciones mucho más graves, pero la sensación de verte sin cejas es desoladora. Durante muchas horas, de muchas noches me dedique a buscar una solución para mi problema. Entre todas ellas que no son muchas, comencé a probar las más sencillas: lápices de cejas, rimel para cejas, plantillas, sombras y similares cuya eficacia es relativa, por no decir inexistente. De partida había descartado las soluciones quirúrgicas como los Microinjertos, primero porque me daba miedo y además porque no son soluciones especialmente asequibles.

Entonces en una de mis frecuentes visitas a la web, descubrí la palabrejas que iba a hacerme sonreír de nuevo: Micropigmentación. Puede parecer extraño que semejante término, por si solo fuera el remedio a mi problema, y así es, porque si detrás de ella no hay un profesional responsable y cualificado, la Micropigmentación no sería más que una palabra compuesta. Ahí es donde entra en juego la capacidad profesional de Isabel Arias. Como en casi todas estas técnicas, más aún siendo novedosas, la competencia del profesional es básica; su experiencia, su aptitud y destreza son fundamentales. Hablamos de una técnica en la que, además de los instrumentos adecuados se precisa un talento especial para -como quien se enfrenta a un lienzo en blanco- hacer que renazcan las expresiones que el tiempo se llevó y, al mirarte al espejo, vuelvas a reconocerte en él. Además debo decir que fue muy importante para mi sentirme entendida, y en eso, el papel de Isabel resultó imprescindible. Es un cielo de mujer, cariñosa, cercana, y además lo transmite hasta impregnarte de su optimismo y confianza.

Gracias Isabel
— Consuelo Ortega